jueves 25 de julio de 2024 05:18 am
Informando desde New York con la más avanzada tecnología para la generación de imágenes y sonido.

El acuerdo entre Google y Canadá podría influir en futuros enfoques legislativos y esfuerzos de colaboración para cerrar la brecha entre los avances tecnológicos y la sostenibilidad de la industria de las noticias.

En un gran avance, Google ha llegado a un acuerdo con Canadá para evitar un apagón informativo derivado de la polémica Ley de Noticias en Línea.

La ley, que entrará en vigor el 19 de diciembre, ha provocado un acalorado debate entre los gigantes tecnológicos y los reguladores, y Google prometió previamente eliminar los enlaces de noticias de su plataforma en respuesta.

La Ley de Noticias en Línea de Canadá, dirigida a los gigantes tecnológicos Google y Meta (propietario de Facebook e Instagram), exige negociaciones entre empresas de tecnología y medios de noticias para acuerdos de pago.

Meta ya había iniciado un bloqueo de noticias en sus plataformas en respuesta a la ley, y Google había amenazado con una medida similar, según recuerda la filial local CBC.

Ley de Noticias en Línea: Detalles del acuerdo

Según la cadena BBC, el acuerdo, anunciado este miércoles, implica que Google pague una sustancial cantidad de 100 millones de dólares canadienses anualmente, indexados a la inflación, a los medios de comunicación.

La ministra de Patrimonio canadiense, Pascale St-Onge, enfatizó que los fondos apoyarían una amplia gama de empresas de noticias, incluidas entidades independientes y comunidades minoritarias indígenas y de lengua oficial.

Según la declaración del ministro, un “colectivo único” será responsable de distribuir los fondos a las agencias de noticias elegibles en función del número de periodistas equivalentes a tiempo completo contratados por esas empresas. La medida tiene como objetivo fomentar un ecosistema de noticias sostenible y abordar los riesgos inminentes que enfrenta la industria de noticias canadiense, incluido el cierre de redacciones y despidos.

Google respondió al acuerdo, expresando su satisfacción de que el Gobierno de Canadá se haya comprometido a abordar los problemas centrales del proyecto de ley. La empresa se comprometió a seguir enviando tráfico valioso a los editores canadienses mientras colaboraba con el gobierno a través del proceso de exención.

La Ley de Noticias en Línea de Canadá había provocado la indignación de las empresas de tecnología, y Google la consideró “inviable”. El requisito de la ley de poner un precio a los enlaces fue criticado por alterar el funcionamiento fundamental de la web y los motores de búsqueda.

Sin embargo, los grupos de medios lo acogieron como un paso significativo hacia la equidad del mercado.

Este desarrollo se hace eco de un escenario similar en Australia en 2021, cuando Facebook impidió a los usuarios compartir o ver noticias en respuesta a una legislación comparable. Los legisladores australianos hicieron enmiendas, lo que provocó negociaciones y acuerdos entre gigantes tecnológicos y empresas de medios australianas.

Mientras la industria tecnológica se enfrenta a panoramas regulatorios en evolución, el acuerdo entre Google y Canadá sienta un precedente para las negociaciones entre poderosas entidades tecnológicas y gobiernos que buscan equilibrar la dinámica del mercado.

Se prevé que el compromiso financiero de Google para apoyar a los medios de comunicación canadienses tendrá un efecto dominó en el actual debate global sobre la relación entre las plataformas tecnológicas y los medios tradicionales.

Además, este acuerdo histórico podría influir en futuros enfoques legislativos y esfuerzos de colaboración para cerrar la brecha entre los avances tecnológicos y la sostenibilidad de la industria de las noticias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *