jueves 25 de julio de 2024 05:16 am
Informando desde New York con la más avanzada tecnología para la generación de imágenes y sonido.

Gran susto el que se llevaron los pasajeros del vuelo 662 de esta compañía aérea, proveniente de Barbados, tras llegar al aeropuerto neoyorkino.

Tremendo susto el que se llevaron los pasajeros de un vuelo de la aerolínea JetBlue, tan solo unos minutos después de haber aterrizado en el aeropuerto JFK de Nueva York, ya que el avión realizó un movimiento totalmente inesperado.

En redes sociales circula un video de este avión de JetBlue, un Airbus A321, que ya se encontraba contacto al puente para que los viajeros pudieran hacer el descenso, cuando de repente, la aeronave se balanceó hacia atrás, inclinándose unos 30°.

El avión quedó entonces con la punta en el aire; el tren de aterrizaje dejó de hacer contacto con el suelo, quedando parado únicamente sobre las ruedas traseras.

Los pasajeros que venían en este vuelo 662, de Bridgetown, Barbados, se asustaron al notar que algo extraño ocurría mientras descendían del mismo.

“Una vez en la puerta, debido a un cambio en el peso y el equilibrio durante el desembarque, la cola del avión se inclinó hacia atrás, lo que provocó que el morro del avión se levantara y finalmente volviera a bajar”, dijo el portavoz de JetBlue, Derek Dombrowski, a The New York Post.

“No se reportaron heridos. La seguridad es la primera prioridad de JetBlue; Estamos revisando este incidente y la aeronave ha sido puesta fuera de servicio para su inspección”, añadió en un correo electrónico.

El incidente ocurrió alrededor de las 8:30 pm después del segundo vuelo del día del avión, según datos de Flightradar24.

Un portavoz de la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey dijo al medio citado anteriormente que no hubo interrupciones en las operaciones del aeropuerto por dicho percance.

En todos los vuelos, los pilotos hacen cálculos de peso y equilibrio para así determinar el centro de gravedad del avión y garantizar el rendimiento adecuado y seguridad del viaje. Generalmente, la posición del centro de gravedad se ve afectada por el peso total de los pasajeros y otros contenidos, así como por su distribución.

A veces, se les solicita a los pasajeros que cambien de asiento para asegurarse de que el avión esté correctamente equilibrado, pero es muy raro que este desequilibrio se dé ya estando en la puerta de embarque.

Por  Montserrat Arqué

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *