sábado 13 de julio de 2024 15:06 pm
Informando desde New York con la más avanzada tecnología para la generación de imágenes y sonido.

La institución ha otorgado la última ronda de esta financiación, por un total de $95,000, a tres organizaciones.

La Federación Hispana, con el apoyo del congresista Adriano Espaillat, ha recaudado y distribuido más de $300,000 en fondos de ayuda de emergencia a organizaciones locales que lideran los esfuerzos de recuperación y resiliencia en la República Dominicana tras el paso del huracán Fiona por El Caribe en septiembre del año pasado.

La organización de defensa y membresía sin fines de lucro dio a conocer que se ha otorgado la última ronda de esta financiación, por un total de $95,000, a tres organizaciones locales que lideran el trabajo de recuperación en regiones que fueron fuertemente afectadas por Fiona.

En septiembre de 2022, varias regiones del país caribeño se vieron gravemente afectadas por Fiona, provocando fuertes lluvias, deslizamientos de tierra, destrucción de propiedades e interrupción de las fuentes locales de alimentos. Al menos 12,000 personas fueron desplazadas, casi 1.4 millones se quedaron sin agua potable y miles perdieron el suministro eléctrico.

Inmediatamente después de la tormenta, la Federación Hispana estableció un fondo de ayuda de emergencia de $100,000 para apoyar a las organizaciones locales en la República Dominicana que brindaban asistencia vital a los miembros de la comunidad más afectados por el fenómeno natural.

En los días y semanas siguientes, el fondo creció a $300,000 gracias a la familia de partidarios y donantes de la Federación Hispana, así como a un teletón realizado en colaboración por la Oficina del Congresista demócrata Adriano Espaillat y la Federación Hispana.

“Inmediatamente después del huracán Fiona, la Federación Hispana y nuestros socios locales brindaron apoyo inmediato a miles de personas y familias que sufrieron inundaciones, cortes de energía, destrucción de propiedades y mucho más. Quiero agradecer al congresista Adriano Espaillat por ser un socio crucial al brindar estos recursos tan necesarios a las organizaciones comunitarias en la República Dominicana. También me gustaría agradecer a todos nuestros socios locales por su compromiso de construir una República Dominicana más fuerte y resiliente”, expresó en un comuniado Frankie Miranda, presidente y director ejecutivo de la Federación Hispana.

“Gracias a Frankie Miranda y la Federación Hispana por su constante dedicación y asistencia brindando un salvavidas a las comunidades de toda la República Dominicana afectadas por el huracán Fiona”, señaló de su lado el congresista Espaillat. ““Usted respondió sin dudarlo y su trabajo al liderar los esfuerzos posteriores a la recuperación para brindar apoyo a las organizaciones locales y ayudar a reconstruir hogares, escuelas y granjas es encomiable.

“Las comunidades de la República Dominicana y las familias aquí en Nueva York están verdaderamente agradecidas por su compromiso y apoyo”, agregó el legislador federal.

Las organizaciones que recibirán esta última ronda de financiación y el trabajo que han liderado incluyen:

–La Comunidad de Padres Dominicos reconstruyó las casas y los techos de 121 familias en El Seibo, cuyo 70 por ciento de sus tierras de cultivo fueron destruidas por el huracán Fiona.

-El Proyecto de Educación y Mentoría en República Dominicana (DREAM), en colaboración con Quisqueya Permacultura, brindó apoyo esencial a 167 hogares en la provincia de Samaná. Esta ayuda incluyó colchones, toallas, utensilios, útiles escolares, ropa, lámparas solares y botiquines de salud. La última ronda de financiación permitirá avanzar en su programa de agricultura orgánica sostenible.

–Fundación Sur Futuro estableció un centro de acogida en Santo Domingo para proporcionar alimentos, ropa y artículos de higiene personal a las familias afectadas en la provincia de La Altagracia. La financiación adicional de HF también ayudó a la organización a comprar artículos de primera necesidad, como medicamentos, artículos de higiene, colchones, mosquiteros y más para distribuir en otras comunidades vulnerables.

Por  Luis F. Cañarte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *